Londres II


Otro lugar que uno no puede dejar de visitar es el mercadillo de Portobello, debo confesar que conocí de su existencia viendo "La bruja novata", una película Disney al estilo "Mary Poppins" con Angela Lansbury de protagonista. El mercadillo se encuentra en el barrio de Notting hill, que era el mismo barrio donde estaba el primer Youth hostel donde dormí, se trata de un barrio residencial y tranquilo. El caso es que te puedes pasear por Portobello mientras te comes unos cacahuetes fritos con miel de alguno de los puestos y escuchas aquí y allá la música de unos intrumentos que no reconocí, pero que sonaban muy jamaicanos. Fue en Portobello donde me compré una placa de Abbey road que tengo colgada en la pared de mi habitación (No me van los tacones, así que algún fetichismo tenía que tener). Y es que, para quien no lo sepa, en Abbey road se encuentran los estudios de grabación más famosos del mundo, en ellos grabaron los Beatles sus discos. Y como no podía ser de otra forma, me pasé por allí.

Abbey road se encuentra en St Johns Woods, resulta sorprendente que de aquel pequeño edificio pintado en blanco pudieran haber salido tantas obras maestras. Los muros de la entrada están llenos de pintadas de la gente que pasa por ahí, así que yo también dejé mi nombre grabado en la historia, al menos hasta la próxima vez que repinten el muro.


Si estás en Abbey road no puedes marcharte sin hacerte una foto en el paso de cebra que hay al lado de los estudios y que los Beatles inmortalizaron en la portada del disco Abbey road. Está claro que el lugar es un punto de destino turístico, porque las fotos pasando por él me las hicieron unas francesas a las que yo tuve que hacer la misma foto después.

Y claro, como me quedaba cerca (Más de tres horas en tren), me fuí a Liverpool para poder ver los lugares en los que crecieron los Beatles, porque viene a ser como la meca para los fans. Sin embargo, la ciudad en si, me resultó un poco gris, pero claro, hay que tener en cuenta que venía de ver Londres y por supuesto, todo pierde en comparación.

La ciudad parece dedicada a ellos, te puedes pasear por "The Beatles walk", o puedes estar en un parque y tropezarte con una escultura en homenaje a ellos representando el submarino amarillo (Por no mencionar que el aeropuerto se llama John Lennon). Por ejemplo, yo estuve en un Youth hostel en el que cada piso, cada pasillo, estaba dedicado a alguna canción de ellos, yo dormí en el pasillo "Penny lane". Claro está, si vas a Liverpool tienes que ir hasta Albert dock y tienes que visitar la reconstrucción de la caverna (la original fue derribada por un alcalde muy poco avispado). tampoco es que tengas mucho más para ver, claro que yo solo estuve un día y no tuve tiempo para mucho más, apenas para ver la vieja catedral derruida y darme un paseo por el Liverpool gallery (Que tenía prevista una exposición de Paul McCartney, pero aun no estaba abierta).

Otra de mis chifladuras particulares son los planetarios, allá donde voy, si hay uno cerca, no puedo pasar sin visitarlo y Londres no iba a ser la excepción. El planetario y el museo de cera se encuentran en el mismo lugar. Antes, al menos la primera vez que estuve en Londres, podía comprar la entrada para ir solo al planetario sin tener que tragarme el museo de cera, que personalmente no me atrae lo más mínimo, por no mencionar que Londres es una ciudad carísima incluso con los descuentos de estudiante. Sin embargo, la segunda vez que estuve, las entradas eran únicas e incluían a los dos, con la excusa de que ir solamente al planetario sería una visita muy corta.

Como soy fan de Sherlock Holmes, no podía dejar pasar la oportunidad de visitar el museo del susodicho que hay en Baker street, muy cerca de donde está el planetario. En la misma calle se encuentra una tienda de merchandising de los Beatles, el "Beatles store" donde no pude evitar comprarme una camiseta con la portada del Sargeant Pepper.

Lo dejaré aquí para evitar hablar de como me compré adornos de navidad en Harrod´s como regalo, o de las películas Imax del museo de la ciencia, que ya está bien de aburrir a la gente.

2 comentarios:

nym dijo...

¿Has comprado adornos de navidad? Y yo que te tenía en un pedestal... Otro mito más que se me va a la mierda. Desde lo del duque de Feria esto es un sinvivir.

Paria dijo...

Es que, es que, estaba en la universidad, había bebido...Y ya sabes que todo el mundo experimenta en la universidad. Pero solo fue una vez, bueno, dos, también lo hice en Edimburgo...Estaaa bien lo confieso, también lo hice en Nueva York...Soy lo puto peor.

Posdata: Eran regalos para mi madre...Vale, creo que no hago más que empeorarlo por momentos, mejor me callo.